English |Español
Escape

Alerta de seguridad: si cree que sus actividades en la computadora están siendo monitoreadas, por favor accese este sitio web desde una computadora más segura. Para salir inmediatamente de este sitio, haga clic en la tecla “esc”. Si está corriendo peligro en este momento, llame al 911, a la línea de crisis local, o a la Línea Nacional Directa contra Violencia Doméstica al  1-800-799-7233 o TTY 1-800-787-3224.

Skip Navigation

Alerta de seguridad: si cree que sus actividades en la computadora están siendo monitoreadas, por favor accese este sitio web desde una computadora más segura. Para salir inmediatamente de este sitio, haga clic en la tecla “esc”. Si está corriendo peligro en este momento, llame al 911, a la línea de crisis local, o a la Línea Nacional Directa contra Violencia Doméstica al  1-800-799-7233 o TTY 1-800-787-3224.

Cómo el 8 de Marzo se Convirtió en el Día Internacional de la Mujer

Thursday, March 8th, 2018

Escrito por: María Cristina Pacheco Alcalá, Coordinadora de Proyecto, Casa de Esperanza: Red Nacional Latina

El 8 de marzo es el Día Internacional de la Mujer, fecha recordada por los movimientos de mujeres que por décadas han abogado por la equidad y los derechos humanos. En conmemoración al Día Internacional de la Mujer, muchos  eventos han tenido lugar históricamente para contribuir al reconocimiento de la importancia de esta fecha en la reivindicación de los derechos de las mujeres.

A finales del siglo XIX, las obreras de fábricas textiles en los Estados Unidos y muchos otros países trabajaban jornadas de más de 12 horas recibiendo mínimos salarios y en condiciones de trabajo nocivas para su salud y su seguridad. El 8 de marzo de 1858, un grupo de estas mujeres salió a las calles reclamando sus derechos, y por ello las atacó la policía. Más tarde, en marzo de 1908, más de 15,000 obreras se movilizaron y protestaron en la ciudad de Nueva York, gritando: ¡Pan y Rosas!; slogan que resumía sus demandas por un aumento de salario (el pan) y mejores condiciones de vida (las rosas). En ese mismo año 1908, más de 140 mujeres jóvenes murieron calcinadas en  fábricas textiles en las que trabajaban en condiciones inhumanas.

En la 2da. Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, realizada en Copenhague en 1910, la alemana Clara Zetkin solicitó que se reconociera el 8 de marzo como Día Internacional de la Mujer, en homenaje a las primeras mujeres que se organizaron para actuar contra la explotación laboral de las mujeres. Esta solicitud consiguió impulsar mundialmente la conmemoración de este día. Según la historiadora Isabel Álvarez González, “Cuando se celebró el primer Día Internacional de la Mujer en 1911, más de un millón de mujeres participó públicamente en él. Además del derecho a votar y a ocupar cargos públicos, demandaban el derecho a trabajar, a la enseñanza vocacional y el fin de la discriminación en el trabajo”[1].

Décadas más tarde, en 1975, La Organización de las Naciones Unidas decretó el 8 de marzo como Día Internacional de la Mujer; en reconocimiento a las exigencias de cientos de mujeres a principios del siglo XX y a logros posteriores importantes como, por ejemplo, el sufragio o derecho de las mujeres al voto. El 8 de marzo es también una fecha para recordar reclamos que aún tienen las mujeres de diversos sectores como, por ejemplo: la igualdad en las oportunidades de empleo; la paga igual por el mismo trabajo; la reducción de la jornada laboral; mejores condiciones de vida y empleo; y los derechos sexuales y reproductivos.

En el día de hoy, una vez más se conmemora el 8 de marzo, fecha en que recordamos los esfuerzos de nuestras predecesoras y reflexionamos sobre los logros alcanzados y el trabajo que  aún queda por hacer. Les invitamos a reflexionar sobre qué trabajo están realizando para promover la equidad y reconocer las diferencias entre hombres y mujeres; para poder así colaborar en el desarrollo de estrategias que permitan el logro de una igualdad de oportunidades. Todas las personas tenemos derecho a más y mejores opciones para poder desarrollarnos.

[1] Álvarez González, Ana I. (1999). Los orígenes y la celebración del Día Internacional de la Mujer, 1910-1945. KRK-Ediciones: Oviedo.

Bibliografía:

Scott, Joan W. (1993). La mujer trabajadora en el siglo XIX. Capítulo: Historias de las Mujeres en Occidente, George Duby. http://www.fhuc.unl.edu.ar/olimphistoria/paginas/manual_2009/docentes/modulo1/texto3.pdf

Naciones Unidas, 8 de marzo http://www.un.org/es/events/womensday/history.shtml

Portugal, Ana María. 8 de marzo (2014) http://www.oei.es/historico/noticias/spip.php?article2163

Comment Feed

No hay comentarios (aún)

Dejar un comentario

Su direccion de email no sera publicada Los campos requeridos estan marcados con *